miércoles, 26 de enero de 2011


SOPA DE LENTEJA ROJA CON MISO: (Receta apta para control de peso)
Ingredientes: 150g de lentejas rojas, 1 cebolla, 200g de hongos de un tipo o variado, la parte verde de un puerro, agua, sal marina, mugi miso y aceite de sésamo.
Preparación: Cortar la cebolla y los hongos si son grandes en daditos. Calentar en una olla un poco de aceite y dorar las cebollas y los hongos con una pizca de sal, hasta que la cebolla quede doradita, añadir las lentejas rojas. Mezclar y añadir agua ( dos veces la cantidad de lentejas). Cuando hierva poner a fuego lento y dejar unos 20min. Hacia el final rectificar de agua si fuese necesario y añadir una cucharada sopera de mugi miso diluido en un poco de agua o caldo vegetal. Dejar 2 minutillos más a fuego lento y apagar. Añadir el puerro a rodajitas.

SOPA JAPONESA: (Receta apta para control de peso)    
Ingredientes: Caldo vegetal, Miso, Cebolla, cebollino, tofu, sésamo, Algas y fideo chino.                                                                                                                  
Preparación: Poner en remojo antes de empezar 1 lámina de kombu o wakame en 300cc de caldo vegetal. En un cazo sofreír la cebolla y el cebollino en un poquito aceite de sésamo u oliva virgen, cuando la cebolla esté transparente añadir el tofu a taquitos y dar una vuelta. Añadir el caldo vegetal y dejar cocer hasta la ebullición, trocear mientras el alga ya hidratada y añadirla, cuando esté hirviendo, apagar el fuego e incorporar una ración de fideo chino, sin dejar de remover. Por último añadir una cucharada de café de miso y espolvorear con sésamo triturado.

PATÉ DE GARBANZOS CON MISO
Ingredientes: 1 taza de garbanzos cocidos hechos puré, 1/3 taza de tahin, 1 ½ cucharada de mugui miso, 2 cucharadas de zumo de limón, 1 cebolla pequeña contada en dados, 1 diente de ajo picado, 1 chucharadita de miel o de sirope de cereales, u poquito de pimienta negra.
Preparación: Mezcla bien todos los ingredientes, machacándolos bien hasta tener una textura de puré. El sabor aumenta si se deja en reposo en la nevera toda la noche.
Se puede tomar untado en tostaditas, para hacer un sándwiches, para rellenar verduras crudas como endivia, apio de ensalada, tomates, aguacates, etc.

0 comentarios:

Publicar un comentario